sábado, 28 de junio de 2014

LA DIMENSION HUMANIZANTE DE LA ORACION



VERANO: TIEMPO DE DESCANSO, TIEMPO PARA DIOS

Usémoslo para profundizar en intimidad con Dios que nos llevará a ser mejores hermanos.

Revisemos el articulo 8 de nuestra Regla:

"Como Jesucristo fue el verdadero adorador del Padre, del mismo modo los Franciscanos seglares hagan de la oración y de la contemplación el alma del propio ser y del propio obrar"


Aprovechemos el descanso para revitalizarnos. Podemos usar este vídeo del Padre Ignacio Larrañaga, OFMCap para revisar, reflexionar, reconstruir y ,llegado el final del verano, cosechar los frutos.