lunes, 21 de mayo de 2012

¡PAZ Y BIEN!
TRAS LA ASCENSIÓN
Hoy es lunes 21 de mayo. Día laboral y comienzo de semana. En el calendario de la Iglesia Católica hoy es día de novedad. El Señor, que desde la Navidad venía acompañándonos en persona, se ha ido. Ha subido a los cielos. Habíamos contemplado su muerte, primer amago de soledad. Fallido aquel y reconfortados nosotros con la gloriosa Resurrección y ahora ¿que?. ¿Como continuar el camino? 


"Os he hablado de esto, para que encontréis la paz en mí" (Jn 16, 32)


La paz es el camino, SU PAZ. 


Su Paz deja Su presencia en nosotros para que la sembremos, para que la vivamos en medio del infortunio, para que esponje nuestro interior y llegue así la Gracia a empaparlo todo. La paz nos hace dóciles y fértiles para la llegada del ESPÍRITU SANTO. 


Es una semana esta, en la que se nos ofrece vivir degustando la paz profunda de la presencia real de Cristo en nosotros. Como cuando preparamos la casa para una fiesta. 

  • Busquemos la paz en Él para recibir el Don definitivo del Espíritu el próximo domingo .
  • Anunciemos la Paz y el Bien para compartir lo que hemos encontrado.
PAZ Y BIEN es el saludo franciscano porque es la palabra que brotó de un corazón reventado de Cristo, el de Francisco de Asís. PAZ Y BIEN es palabra del Espíritu Santo a través de Francisco. Ser franciscano no es másque intentar seguir este modelo: buscar la paz en Cristo y salir al mundo reventados de ÉL.

Que el Señor os de LA PAZ. 

La hermana Maria Jesus, OFS