sábado, 23 de abril de 2011



LO IMPORTANTE DE ESTA TAU SON LAS LETRAS INCRITAS EN ELLA PORQUE NOS DAN CARACTER. NOS DAN NOMBRE Y APELLIDOS.


PERO ADEMÁS UNA COSA MUY IMPORTANTE ES QUE ESTA TAU HACE LA RENOVACIÓN DE PROFESIÓN DE TODA UNA FRATERNIDAD.


¡Loado seas mi Señor!



La TAU es la última letra del alfabeto hebreo.
Con significado simbólico, se usaba ya como signo de salvación y amor de Dios a los hombres. Se hablaba de ella en el libro de Ezequiel, cuando Dios ordena a su ángel imprimir sobre la frente de los servios de Dios este signo de salvación "El Señor dijo: pasa en medio de la ciudad, en medio de Jerusalem y marca con una Tau sobre la frente de los hombres que gimen y lloran" (Ez. 9,4).

LA TAU es, en efecto, signo de redención. Es signo externo de una nueva vida marcada con el sello del Espíritu Santo el día de nuestro Bautismo.
La TAU fue usada inmediatamente por los cristianos. La encontramos ya en las catacumbas romanas, porque para ellos recordaba la Cruz, sobre la cual se inmoló Cristo para la Salvación del mundo.

San Francisco de Asís, por la semejanza que la TAU tiene con la cruz, la amo de tal forma que tanto en su vida como en sus gestos, ocupó un lugar especial.
“Sepultados y resucitados con Cristo en el bautismo, que los hace miembros vivos de la Iglesia, y a ella más estrechamente vinculados por la Profesión, háganse testigos e instrumentos de su misión entre los hombres, anunciando a Cristo con la vida y con la palabra.” (Regla, 6) de la Orden Franciscana Seglar.
La Profesión ,en la Orden Franciscana Seglar no es un acto instantáneo, y ni siquiera una acción aislada de la vida; al contrario, es un compromiso de vida y para la vida.


Los que pertenecen a la Orden Fanciscana Seglar son “religiosos seglares”


Es “seglar” el que vive en el saeculum (mundo), sea un lacio, un clérigo o un religioso.
la Profesión en la Orden Franciscana Seglar tiene la dignidad propia de un compromiso solemne y religioso contraído ante Dios y ante la Iglesia

La Orden Franciscana Seglar es una “Orden laica, una Orden real, Ordo veri nominis” que constituye “una escuela de perfección cristiana integral”, precisamente como cada Instituto religioso. En esta “Orden real” se emite una “Profesión real”, que diferenciándose en cuanto al contenido (los votos) de la emitida en los Institutos Religiosos propiamente dichos, tiene su misma dignidad.

«Muchos hombres y mujeres, solteros y casados, así como muchos sacerdotes diocesanos, han sido llamados por Dios…, imitando el ejemplo y la forma de vida de San Francisco de Asís…, se comprometen a seguir a Jesucristo y a vivir el Evangelio en Fraternidad, ingresando en la Orden Franciscana Seglar»


Los Franciscanos Seglares, prometiendo vivir el Evangelio, en virtud de su carisma originario se comprometen a llevar una vida penitencial «estado seglar consagrado a Dios»